"Puede uno amar sin ser feliz; puede uno ser feliz sin amar; pero amar y ser feliz es algo prodigioso." Honoré de Balzac


domingo, 1 de enero de 2012

Los botines de Almudena



Continuando con la sección: las lectoras quieren saber, hoy traigo los botines de Almudena...


Pablo sacó su móvil y llamó a Almudena quien a los cinco minutos se presentó en taxi ante la puerta de la antigua catedral de San Patricio.
Llevaba un abrigo de pelo de marmota por los que asomaban unos botines rosas de plataforma de Jeffrey Campbell.
—¡Pablo! ¡Qué haces ahí sentado al lado de esa homeless! —gritó llevándose las manos a su cara tan reluciente como siempre, con su maquillaje impecable y su rostro megahidratado con Dominium Plus.

(Una Navidad en Manhattan).














No hay comentarios:

Publicar un comentario